viernes, 27 de septiembre de 2013

Ahora, el diseñador nacido en Tunisia tendrá por fin su propio homenaje a través de 70 icónicos diseños, que alguna vez fueron llevados por esas mismas modelos altamente imitadas en los ’90. Aunque hoy sigue siendo uno de los favoritos por parte de celebridades como Victoria Beckham, no hay época más admirable en el estilo de Alaïa que aquel donde verdaderas diosas desfilaban y posaban con el menudo artista, quien siempre viste de negro y también colaboró con Jean Paul Goude, otro ícono de la moda y el arte.



“ESTÁN TODOS LOS DEMÁS, Y LUEGO ESTÁ ALAÏA”

Todo lo que crea, lo crea con sus propias manos alrededor de un busto, donde es capaz de sentir el movimiento de sus creaciones y mantener al mismo tiempo una relación más cercana con las mismas. Todas las piezas son 100 % artesanales. El proceso comienza trabajando con el tejido, cortándolo, pensando en su forma y concediéndole vida en el busto. Una vez más, explica que está dentro del mundo de la moda, pero no dentro de su baile.
Cuando trabaja, no puede asegurar poseer alguna inspiración específica, pues él construye en el acto sus “visiones”. Usualmente, estas apariciones son flashes que vienen a su mente en forma de películas o imágenes. De cualquier manera, la meta principal para él es lograr que las mujeres se vean y se sientan más bellas. Así de simple, así de puro.



















0 comentarios:

Publicar un comentario

Popular Posts